Escrito por: Omar Orozco - Réquiem

LA IMPORTANCIA DEL MIEDO - TRACEUR PROJECT - PARKOUR MÉXICO

Vaya al Contenido

Menu Principal:

LA IMPORTANCIA DEL MIEDO

ARTÍCULOS > PARKOUR
 

Muchas veces escuchamos que quien practica Parkour no tiene miedo, que un traceur es una especie de loco que no teme a los golpes y que eso les permite no dudar y saltar cuanta distancia o altura quiere. La realidad es otra; alguien que practica Parkour vive sintiendo miedo muchas veces; una y otra vez trabaja en una pequeña línea entre la confianza de un movimiento y el temor de no lograrlo. Los traceurs y traceuses logran controlar con el tiempo el miedo para hacerlo trabajar a su favor.

¿QUÉ ES EL MIEDO?

El miedo es una emoción que tenemos desde que nacemos. Y su objetivo es simple: busca mantenernos vivos y fuera de peligro.

Al presentarse el miedo nuestro cuerpo sufre distintas reacciones como el aumento de presión arterial y la glucosa en sangre, así como presencia de adrenalina, tensión muscular, dilatación de las pupilas, etc. Sin embargo hay otras más fáciles de notar cuando estamos en un borde antes de un salto, por ejemplo: nuestras manos empiezan a sudar, nuestra mente empieza a bloquearse, sientes como tu corazón palpita más fuerte, nuestras piernas y brazos pierden fuerza. En fin, algunas veces el temor pasa al pánico y nos deja paralizados.

TIPOS DE MIEDO

Existen dos tipos de miedo y es necesario saber diferenciarlos muy bien. El problema es que los efectos que produce en nuestro cuerpo son los mismos por lo que muchas veces es díficil ubicar cuál es cual.

Miedo Racional
Es el más importante de todos, ya que este cumple la función de protegernos del peligro y asegurar nuestra supervivencia. Como una herramienta de seguridad es fantástica ya que permite frenarnos a hacer acciones que no son posibles y podrían lastimarnos o incluso llevarnos a una fatalidad. A este tipo de miedo es al que siempre tenemos que hacerle caso y no ignorarlo.

Miedo Irracional
Muchas veces el miedo se presenta en situaciones no necesariamente de peligro, e impide que logremos muchas cosas que fácilmente lograríamos en otras circunstancias. Por ejemplo, muchos logran hacer una precisión de 8 pasos de una banqueta a otra; pero en cuanto aumentas la altura a 1 metro empiezan a sufrir muchísimo aún cuando la distancia es la misma. La mente empieza a jugar en tu contra y no te permite realizar un salto que debería no costarte trabajo; incluso te empieza a poner en riesgo ya que el miedo no controlado te puede debilitar y te podría hacer saltar menos.
Aun así, si la altura de la precisión no fuera a un metro y fuera el triple, donde ya realmente habría un peligro en dado caso de fallar, tu cuerpo debería de poder reaccionar igual y poder hacerla sin problemas ya que físicamente estás preparado para una distancia de 8 pasos. Pero el problema no es lo fuerte que eres, ni que tanto saltas, sino que tu mente que no esta lo suficientemente entrenada para realizar ello.

ENTONCES...

La diferencia de ambos miedos es la posibilidad de la acción.

Miedo Racional: evita que hagamos cosas imposibles (como salir ileso de una caida de 200 metros) o incluso de realizar cosas temporalmente imposibles. (como querer hacer un salto de 3 metros cuando apenas llegas a los 2 metros)

Miedo Irracional: es el que nos impide hacer cosas que están dentro de nuestro alcance o sea que físicamente son posibles para nosotros.

¿EL MIEDO ES ALIADO O ENEMIGO?

Parte de toda persona que practica Parkour es constantemente lidiar con esta emoción, poderla controlar y utilizarla para seguir llevando nuestros límites hacia adelante. Por lo que es necesario poder trabajar con el miedo y no en su contra. Aún cuando el miedo es racional no debemos lograr permitirnos entrar en pánico y buscar la manera de salir de la situación sin quedarnos paralizados.

COMO CONTROLAR EL MIEDO


No es sencillo y es un proceso largo, ya que la clave esencial es la experiencia, por lo que muchos que empiezan dentro de nuestra disciplina se verán en dificultades ya que tienen muy poco tiempo entrenando; no por ello, estoy diciendo que no se puede empezar a trabajar sobre el miedo desde que iniciamos, de hecho lo hacemos comunmente desde los primeros días al poder quitarnos el miedo de rasparnos, o golpearnos las rodillas con un borde al aprender a hacer monkeys u otros desplaces.

Una de las formas más comunes para sobreponerte al miedo es darle herramientas a tu mente para reducir el rango de las cosas que te generan temor. La confianza en tus movimientos es la clave para anteponerse al temor. ¿y cómo obtengo la confianza?

GENERANDO CONFIANZA

La confianza en el Parkour es esa sensación que te da la certeza de poder lograr las cosas que te propones cada vez que lo intentas. Y se logra entrenando lo siguiente:

1.- MEMORIA MUSCULAR: básicamente es que en base a la repetición de un movimiento este se vuelve poco a poco parte de ti. Y esto hace que no necesites estar pensando constantemente en el cómo se hace el movimiento, simplemente se quiere y el cuerpo lo realiza. Esta habilidad te brinda mucha confianza ya que le quitas trabajo a tu mente en una situación de miedo. (leer más sobre memoria muscular)

2.- PROPIOCEPCIÓN: es la habilidad que tiene el cuerpo de saber en donde está cada parte del mismo en relación con el ambiente. ¿En qué nos ayuda? Pues básicamente te permite fallar menos y saber exactamente si tus pies llegaran o no a la mitad de un salto y poder reaccionar ante ello. Una precisión no llegada la podrías convertir en garrita (crane) o en un salto de brazo en dado caso de ser necesario. El saber adaptarte constantemente a tu entorno siempre es una gran herramienta. (leer más cómo desarrollar propiocepción)

3.- PONERTE CONSTANTEMENTE FUERA DE TU ZONA DE CONFORT: Cuando estamos en la calle trazando siempre tendemos a realizar cosas que ya sabemos seguras y que no te presentan un desafío; siendo esto tu zona de confort. Busca entonces constantemente desafiar a tu cuerpo sin ponerte en riesgo para que tus movimientos se vayan adaptando a distintos lugares y alturas. Pero hazlo gradual, poco a poco irás descubriendo como tu zona se agranda y te permite ampliar el rango de lugares donde hacer tus movimientos y permanecer sin ponerte en riesgo. Dicho de otra manera tu zona de confort es donde te sientes más seguro (con confianza), por lo tanto hay que trabajar en que esa zona sea cada vez más grande. (aprende cómo salir de tu zona de confort)

4.- VIVE EL MIEDO: Hay personas que al llegar a una situación que les genera temor, empiezan a transpirar, sienten como su corazón se acelera y ven como su confianza va desapareciendo con cada segundo. Esta sensación es totalmente normal y es desagradable por decir poco, y por ello muchos evitan volver al mismo lugar para no sentir esa sensación llegar a su cuerpo. A nadie le gusta sentirse débil y el miedo en segundos te quita la fuerza si dejas que te controle. Te recomiendo regresar a ese lugar, no con el objetivo de realizar el desplace o salto, simplemente para sentir el miedo en si. Al igual que uno con el paso del tiempo y muchas lagartijas se vuelve más fuerte, uno al estar constantemente ante el temor se vuelve más tolerante a él y puede controlar los sintomas. Ejercita lo siguiente:
Respira: muchos al estar en estas situaciones aguantan la respiración instintivamente; recordemos que el miedo es un sentimiento primitivo y nuestros antepasados al estar en una selva y sentirse en peligro, lo que querían era guardar silencio por lo que evitaban respirar para poder escuchar mejor. Así que empieza por entender que no estas en una selva y que tampoco te va a atacar ningún dientes de sable, así que respira profundamente. Esto te va a tranquilizar y llevarás oxígeno al cerebro para poder pensar con claridad y juzgar realmente si el salto es posible o no.
Relájate, ya lo estás haciendo al respirar pero también intenta destensar tu cuerpo ya que seguramente sientes tu cuerpo todo rígido. Intenta poco a poco reactivar tu cuerpo para que en el momento que creas prudente puedas usarlo sin tener ninguna parte de ella trabada.
Espera: en cuanto sentimos miedo lo primero que se siente es nuestro corazón latiendo más fuerte. Haz los pasos anteriores hasta que sientas que tu corazón se ha tranquilizado un poco.

5.- ENFÓCATE: Recuerda que tú estas ahí para luchar contra el miedo, así que no atiendas otra cosa que no sea el obstáculo y tú en ese momento. Ya que hayas bajado del lugar vuelves entonces a platicar y jugar con tus amigos. Aprende a enfocar tu mente por completo y podrás juzgar mejor las cosas sin que se contamine de todo lo que gira a tu alrededor (autos, niños, pájaros, perros, amigos, etc). (Aprende cómo enfocar tu mente)

6.- SE PACIENTE: Recuerda que la confianza es un proceso y esta se gana, si apenas llevas entrenando un par de meses no esperes que tus movimientos sean muy confiables. No te desesperes al ver un video y ver como brincan unos u otros, ellos han obtenido esa confianza por años de entrenamiento y tú podrás adquirirla también si entrenas correctamente.

CONCLUSIÓN:

Un buen traceur utiliza el miedo a su favor, llevando a su mente a trabajar en conjunto con su cuerpo de una manera segura y logrando con esto empujar sus límites cada vez más. Teniendo en cuenta que el Parkour es una disciplina que te permite prepararte para librar distintos obstáculos y no necesariamente todos físicos, es lógico entonces entender que se tiene que entrenar tanto el cuerpo como la mente.

El miedo nunca desaparecerá pero con el tiempo podrás controlarlo y podrás decidir cuando hacerle caso y frenar; y cuando ignorarlo y lograr ese salto.


VER OTROS ARTÍCULOS DE...

PARKOUR   /    SALUD   /    ENSEÑANZA

 
 
Regreso al contenido | Regreso al menu principal